Ha habido que esperar 22 reuniones para que la patronal bancaria AEB haya presentado por fin por escrito su plataforma de negociación, conocedora de que la ultractividad del XXIII Convenio Colectivo, salvo urgente modificación legislativa, está ya en el tiempo de descuento.

22 reuniones de las cuales 16 han servido principalmente para negociar un sistema de registro de jornada, a la vista de todos y todas totalmente ineficaz y desde nuestro punto de vista ilegal, y sólo el resto, para que los sindicatos presentes en la mesa hayamos presentado, unos con mayor nivel de concreción que otros, nuestras propuestas.

PROPUESTA PATRONAL AEB

  • Dejar a la voluntad de las empresas la aplicación de art.12, que establece la negociación de medidas alternativas a los despidos en los ERE’s.
  • Subida salarial 0 para los años 2019 y 2020.
  • Supresión de los trienios de antigüedad.
  • Flexibilidad total en cuestión de horarios.
  • Supresión de la semana de fiesta mayor a cambio de un día de licencia.
  • Supresión de los 5 días adicionales de vacaciones para las personas que prestan sus servicios en las Islas Canarias.
  • Reducción a dos meses de la jornada intensiva de verano.
  • Ampliación del radio de 25km para los movimientos de personal.
  • Jubilación forzosa.
  • Dejar a la voluntad de la empresa el uso del correo electrónico como medio de comunicación sindical con la plantilla.
  • Ampliación del catálogo de sanciones laborales.

Sin entrar a desgranar toda la plataforma, haremos énfasis en las propuestas patronales de la AEB que tratan de recortar más bruscamente las condiciones salariales y laborales.

Desde CGT entendemos que con esas propuestas no tenemos, ya no poco, sino ningún margen de acercamiento.

Creemos inaceptable la congelación salarial propuesta, más si cabe, cuando desde el año 2015 hasta la fecha ya hemos acumulado una importante pérdida de poder adquisitivo, concretamente un 1,9%. Pérdida que se agrava además por la negativa de la patronal a pagar el 0,5% correspondiente a la participación en beneficios del periodo 2015-2018 -cuestión ya judicializada por CGT- así como por su pretensión de suprimir los trienios de antigüedad. Es decir, pretenden reducirnos el salario atacando las tres vías de convenio que actualmente regulan las subidas, dejándolas a la discrecionalidad de las empresas mediante las retribuciones variables extraconvenio. Retribuciones que caso de darse, quedan luego excluidas de los cálculos utilizados para, por ejemplo, calcular las asignaciones concertadas por prejubilación. O sea, hambre para hoy y hambre para mañana. Y todo ese recorte salarial pretendido mientras la patronal bancaria, a pesar de los pesares, ha tenido desde el 2015 unos beneficios netos de 70.000 millones de euros.

Si a esto le añadimos la pretensión patronal de desregular los horarios, ampliar el tiempo efectivo de trabajo, vía recorte del periodo estival de horario reducido, ampliar la movilidad más allá de lo 25Km, etc. no le auguramos ningún futuro a la negociación, por lo menos por nuestra parte.

Próxima reunión el 29 de junio.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

25 aniversario del congreso de unificación 1984-2009
Síguenos en las RRSS


No más violencia contra la mujer
Afíliate


Elecciones Sindicales
Enlaces

CGT

Fesibac

Rojo y Negro

Memoria Libertaria

Rojo y Negro TV

In-formación

Libre Pensamiento

Ruesta

Síguenos en Twitter
Síguenos en Facebook
Facebook Pagelike Widget
Categorias
Entradas